Archives

Hvad er klokken?

El rey de la casa


WorldKnown

WorldKnown

Galería de arte

buy posters and art prints

Ayer, sin pretenderlo, encontré en Internet el blog de mi mejor amiga. Es uno que escribió entre 2004 y enero de 2006 en LiveJournal, cuando lo de tener blog era algo prácticamente nuevo y daba caché. Mi memoria es horrible. No recordaba que ella hubiera tenido uno (y seguramente le animaría yo a hacerlo, que me conozco). De hecho, me cuesta incluso acordarme de que lo leyera, a pesar de que en muchas entradas aparecen frases dirigidas a mí como lector. Quiero pensar que sí, que lo leía, pero no entiendo que no lo recuerde, ni que tampoco venga a mi memoria cómo reaccionaba ante esas frases tan amargas.

Muchos de esos días, mi amiga expresa lo mal que se encontraba, lo agobiada y estresante que era su vida. Quiero pensar que supe estar ahí y ayudarla, porque siempre lo he procurado hacer, pero me siento mal porque no lo recuerdo y me agobia pensar que pude no haber leído esos párrafos hace ya siete años y no estuviera a la altura.

No pude reprimir una sonrisa cuando leí las entradas que hablaban de su ex y cómo le costaba sacarlo de su vida, o de un medio amante que tuvo sobre el que nuestro afán era saber qué tipo de ropa interior usaba. También verlo todo con perspectiva, puesto que su vida ahora mismo es completamente diferente. ¡Si incluso aún no tenía carné de conducir y lleva años de choferesa oficial de todos!

Me he parado a pensar qué pensará alguien que, dentro de unos años, encuentre por casualidad este blog. No está cargado de intimidades, pero algunas hay, y siento curiosidad por saber cómo será el ejercicio de comparación que yo he hecho con mi amiga, aplicado a mí. ¿Qué resaltaría, qué le llamaría la atención, con qué se reiría? Sólo espero que, como yo con mi amiga, también piense que todo ha ido, y mucho, a mejor. Pussar och kramar!

PD: Feliz 2013 a todos.

0 comentarios

Publicar un comentario en la entrada