Archives

El rey de la casa


WorldKnown

WorldKnown

Galería de arte

buy posters and art prints

Cada vez tengo más claro que es necesario que muchos twitteros tengan una cuenta personal y otra profesional. No lo digo porque yo las tenga, que no es mi ánimo ir de gurú, pero sí porque, como usuario, me parece mucho más efectivo y útil tanto para los que seguimos como para los que son seguidos. Me explico:

Hay muchas personas que me interesan bastante por su trabajo, su profesión, su influencia, su intelecto... Cuestiones que plasman en su Twitter y que me permiten aprender, interesarme, informarme... en definitiva: enriquecerme. Sin embargo, esas personas, como la mayoría, también usan su cuenta para temas más mundanos, desde informarnos de sus comidas familiares a si toman un taxi o un avión, todo ello sin olvidar cuando escriben a sus amigos sin poner el nick de éstos delante, por lo que el mensaje queda público.

Por otro lado, hay personas a las que sigo porque son mis amigos o por compartir intereses y aficiones. En este caso, por muy buenos en su sector laboral que los considere, sus tuits 'profesionales' no me interesan lo más mínimo o ni siquiera me entero de lo que dicen.

En cambio, con dos cuentas de Twitter, una profesional y otra personal, el asunto queda más que zanjado. Por supuesto, no todo es blanco o negro, pero mucho mejor con dos en vez de una, ya que los que te siguen en lo profesional no van a recibir más información tuya que ésa, por lo que tu perfil como experto se engrosa. Y a los que les interesa más tu lado personal o íntimo, lo mismo. Además, como no es excluyente, siempre se pueden seguir ambas cuentas (por respeto, no se debería twittear lo mismo en ambas por defecto). De este modo, todos contentos. A fin de cuentas, gestionar dos cuentas de Twitter, con las miles de aplicaciones que hay para ello, es bastante sencillo como para que alguien con un perfil en la red que cumpla estos requisitos de interés no sepa llevarlo adelante. Pussar och kramar!

0 comentarios

Publicar un comentario