Archives

El rey de la casa


WorldKnown

WorldKnown

Galería de arte

buy posters and art prints

Hoy es mi último día de trabajo. Por fin comienzo las vacaciones. Este año, ocho años después de mi primera vez, vuelve a tocar Dinamarca, un país que, en cierto modo, es también algo mío. Me encanta Copenhague, sé que es mi ciudad ideal, en la que me gustaría vivir algún día, pero por ahora habrá que conformarse con ir cada cierto tiempo. En esta ocasión hay dos grandes diferencias. Por un lado, que recorreré todo el país, en una ruta que comienza en la capital, con visitas a toda la isla y Malmo, para continuar por Odense, Billund, Årus y Aalborg. La última vez, en cambio, preferí recorrer la costa oeste sueca hasta Gotemburgo. Por otro lado, la segunda diferencia es que no estaré solo, sino que iré con el rubio. Para mí va a ser un orgullo poder enseñarle Copenhague sin necesidad de guías ni tener que centrarse sólo en lo más importante, sino ser capaz de llevarle a mis rincones de la ciudad, los sitios donde lo he pasado tan bien y donde tengo tan buenos recuerdos.

Lo mejor será, a mitad del viaje, la visita a Legoland, donde pienso pasármelo como un niño. ¿Cómo será el hotel construido con piezas de Lego? ¿Me atreveré a montarme en todas las atracciones? Como sólo he estado una vez en un parque de atracciones, en el de la Warner, y allí evité todo aquello que pudiera provocarme vómitos (porque nada más llegar me monté en una cosa llamada Superman y casi muero), no las tengo todas conmigo.

El caso es que durante dos semanas me voy a dedicar a ver rubios y pasear con uno al lado, así que no sé si podré actualizar mucho el blog. Mientras tanto, alguna foto caerá, que el complejo Fotolog no se quita. Pussar och kramar!

1 comentarios

  1. Di  

    Buen viaje!!

Publicar un comentario