Archives

El rey de la casa


WorldKnown

WorldKnown

Galería de arte

buy posters and art prints

Una sesión de fotos siempre tiene algo interesante. Puede ser conocer a un famoso y que te sorprenda lo simpático que es (o confirmar que es un imbécil), poder tocar y ver cómo quedan ropas que sólo estarán al alcance de unos pocos o que aún tardarán meses en llegar a las tiendas, poder pasar tiempo con profesionales que son auténticos maestros de la fotografía, el estilismo, las relaciones públicas... Se llenan de anécdotas en las que siempre hay sonrisas, momentos de tensión, dramas que luego no lo son... Por eso me encantan las sesiones de fotos, aunque eso no quiere decir que también tengan sus momentos aburridos.

En mi caso, recuerdo la que hicimos con la cantante Merche en El Pardo, imitando que estábamos en una playa; o la de Cayetano Rivera Ordóñez para Loewe, en un estudio gigante en medio de Ciudad Lineal. La última en la que estuve fue en Estepona, con el golfista alemán Martin Kaymer para Boss Black y reconozco que, a pesar de que apenas teníamos una hora para hacerlo todo, fue increíble la disposición del deportista y, sobre todo, la pericia de mi fotógrafo para conseguir el objetivo. La peor, sin duda, la de un premio Nobel que nos prometió 20 minutos que se convirtieron en 2 y que hubo que sudar para cuadrar un buen retrato.

Ahora, lo que no tengo en mi curriculum son las sesiones de fotos cuyo proceso se ha publicado ahora en YouTube sobre el calendario de jugadores de rugby australiano. He seleccionado concretamente la de Michael Witt, en la que no me hubiera negado a participar de cualquier cosa. Además, también están las de Nick Youngquest, Daniel Conn, John Williams y Travis Burns. Lo que no tengo claro es que no se me fuera la vista más de una vez a eso que luego nunca sale en el almanaque, claro. Pussar och kramar!

2 comentarios

  1. Sufur  

    Slurp :-)

  2. gratis total  

    tu pides mucho!

Publicar un comentario