Archives

El rey de la casa


WorldKnown

WorldKnown

Galería de arte

buy posters and art prints

Ya está. Los tipejos de arriba y sus sueldos blindados de vértigo no se embolsarán en sus ya abultadas sacas de dinero ni un céntimo a mi costa. Pensé que sería mucho más complicado y costoso, pero ayer me di de baja en CajaMadrid; o lo que es lo mismo, en Bankia. Era la crónica de una muerte anunciada, ya que no me gustaba el trato que se me dispensaba. Se me trataba como cliente de segunda o tercera, ya que ni tenía la nómina domiciliada ni mi saldo medio era superior a las cuatro cifras; y el poco dinero que tengo, que bastante me cuesta ganarlo, no se merece nada menos que una alfombra roja y un cafelito espresso en la sucursal cuando vaya de visita. No sólo yo, sino todos los clientes que hemos pagado siempre religiosamente todas las comisiones, cuotas e intereses que se nos han pedido, sin faltar ni un día.

Sabía que la cosa no iba a ser coser y cantar. Mi cuenta la abrí en Jerez, y no voy a desplazarme hasta allí sólo para cancelarla, así que llamé por teléfono y me dijeron que fuera a cualquier sucursal de Madrid y tramitara las cosas a través de sus compañeros, y que éstos enviaran los papeles por valija. Fui a la que hay justo debajo de casa, con mis tarjetas y libreta, para anularlo todo hoy a primera hora. El señor que me atendió me dijo a la cara que "no es que no te quiera atender, pero estamos aquí para los clientes de nuestra oficina, no la de las otras...". Lo flipé un poco y me puse en #modecabreoON porque ya me veía peleando. Sin embargo, él mismo se dijo: "...pero tampoco vas a ir hasta Jerez... Bueno, voy a llamar y lo hacemos". Luego intentó que firmara un papel en blanco para que en mi sucursal validaran mecanícamente la baja de las tarjetas. Le dije que ni de coña firmaba un papel en blanco en CajaMadrid y llegamos a una solución: escribí en el papel que mi firma era exclusivamente para dar de baja mis dos tarjetas. Así las cosas, fui desde su mesa a la Caja, su compañero me dio el dinero que tenía en la cuenta y ellos se encargaban de mandar todo a Jerez. Se supone que para el martes estará todo listo.

¿Cuánto me han cobrado? Pensé que sería una pasta, ya que había oído a gente hablar del tema y era indignante. Sin embargo, se ve que en este caso, como mi decisión de rescindir el contrato es que no estoy conforme con las nuevas condiciones (2 euros de comisión al mes por tener la cuenta, entre otros robos), no tienen derecho a penalizarme. Me costó, eso sí, 1 euro, la cuota de este mes, que se ve que no la habían cargado aún... Pero mira, si por esa cantidad (con lo que ya llevo en intereses en todos estos años) y media hora de gestiones lo tenía todo solucionado, me parecía hasta bien.

Ahora soy sólo de Openbank y echaré de menos los puntos Iberia por las compras (no tengo ahora cuerpo de pedir una tarjeta a Iberia Cards subordinada a mi cuenta Open), pero puedo ver una foto de Rodrigo Rato y no sentirme un capullo por estar 'regalando' a un ricachón como él mi escasa fortuna en comisiones. Pussar och kramar!

4 comentarios

  1. MEG  

    Lo de bancos y cajas con las comisiones no tiene perdón de Dios, sobre todo, porque si te pones peleón, acaban devolviéndotelas.

    Yo tuve un problema con Cajamurcia hace un año, caja de la cual mi padre ha sido trabajdor más de 35 años y el director de mi sucursal me dijo que era difícilmente arreglable, así que me fui al Defensor del Cliente, amiguísimo de mi padre y en 10 minutos estaba todo solucionado. Me jodió tener que acudir al puro enchufismo, pero más me jodió tener que aguantar aires de suficiencia cuando soy un cliente con 34 años de edad y cuenta bancaria de 34 años.

  2. Argo  

    Hace mucho tiempo que dejé a los de CajaMadrid, por cierto, que la reclamación que les puse por cobrarme la cancelación de la cuenta surtió efecto y me devolvieron el dinero. Por cierto, su anuncio de "bankeros" me revuelve las tripas, quieren ir de modernos y son, probablemente, uno de los bancos más atrasados del país.

  3. rickisimus2  

    Lo de esa Caja (próximamente banko) es terrible. Hace muuuchos años que yo criticaba que mis padres tuvieran cuenta ahí, pero mi padre era de las personas a las que costaba cerrar una cuenta.

    Cuando fui presidente de mi comunidad de vecinos, tuve la "fortuna" de ser cliente de ellos y un día que fui a la sucursal, un cajero malencarado me dijo que se alegraba de que yo no fuera cliente habitual...

    A las pocas semanas convencí a mi madre para cerrar la cuenta que había abierto allí mi padre.

    Es una Caja (próximamente banko) que suele tener unos empleados con un trato al cliente más que mejorable, sistemas antiguos y que suele funcionar bastante mal.

    En resumen: ¡que les den!

  4. Di  

    El problema es que todas funcionan parecido.
    Yo el otro día me tuve que poner muy chunga y dejar mal delante de un montón de gente a una cajera de CaixaGalicia (ahora NoCaGa) porque no quería ingresarme un cheque en la cuenta y pretendía hacerme ir a una oficina de CaixaNova (ahora NoCaGa, osea LA MISMA ENTIDAD) para hacer un ingreso en mi cuenta.

Publicar un comentario en la entrada