Archives

El rey de la casa


WorldKnown

WorldKnown

Galería de arte

buy posters and art prints

He llegado a la conclusión de que en las semifinales de Eurovisión no es tanto quién se clasifica como quién se queda fuera. En el caso de ayer, fue complicado entender qué había podido pasar en los jurados y el televoto para que la canción de Noruega no pasara a la final. Independientemente de que en España no se oyera, creo que era la típica canción que engancha y no me esperaba para nada su descalificación. Al mismo tiempo, me sorprendió lo de Grecia. Si se clasificaron con la que considero la peor canción griega de los últimos diez años, no habrá quien las deje fuera nunca.

La gala fue, a grandes líneas, decepcionante. Por muchos motivos. El primero, las canciones. No estuvieron a la altura de lo esperado e incluso algunas, como mi favorita, Polonia, se defenestraron e hicieron una actuación muy mala. Mi otra grande, Hungría, falló e incluso la cantante parecía no terminar los estribillos. Y para una que lo borda, la albanesa, se queda fuera. También me pareció muy floja la realización, que dista mucho de la que estamos acostumbrados vía SVT, con planos muy raros, así como con el guión, un humor difícil de calificar como gracioso (salvo la presentadora-humorista, que estuvo soberbia, sobre todo a la hora de conocer los finalistas).

Eso no quiere decir que no hubiera habido sorpresas positivas. Me encantó Suiza e Islandia, dos canciones que me han ido conquistando poco a poco. También Malta, ya que me esperaba un espectáculo más hortera y menos rotundo de voz. Me aburrí mucho con Lituania y Azerbaiján, así que también lo haré en la final cuando los vea, y me alegro por Georgia, Serbia y Finlandia. Sorprendente que Turquía no se haya clasificado, aunque supongo que les perjudicó que los países con alta inmigración turca no votaron ayer.

A nivel de resultados, pocas alegrías. Voté por Polonia, Hungría y Rusia. Quería que pasaran estos...

Pero se acabaron clasificando sólo 5 de ellos...

A ver mañana jueves qué tal se da la cosa. La veré por TVE, que espero que hayan solucionado los problemas de sonido. Ayer me harté y vimos la mayor parte por Eurovision.tv, la señal oficial sin comentarios. No es la misma calidad de imagen, pero al menos no oías a José María Íñigo respirar durante las canciones... Que tengamos que soportar todos los años algún problema técnico en Eurovisión... Os dejo con la gran perdedora y la mayor desilusión de la noche: Noruega. Pussar och kramar!

4 comentarios

  1. starfighter  

    Me fallaron las de Polonia y Armenia; no entiendo cómo pasaron las de Lituania y Azerbaiyan, que son más de lo mismo y ni siquiera sirven como baladas. Cada vez me gusta más las de Suiza.

    Reconozco que ver tíos estupendos cantando es genial pero lo de Rusia y Grecia es que ya se les ve el plumero, ainssss.

  2. Nils  

    Sí, no recuerdo la última vez que fue una corista o una bailarina por Grecia. Todos hombres desde que vieron que les daba votos.

    ¿En serio te molaba Armenia?

  3. ace76  

    Pero Grecia ganó cuando llevó a la Paparizou, no te olvides, Nils! :-)

    Lo que cuentas de Polonia y Hungría me recuerda a casos como el del año pasado de Safura y su "Drip Drop": suenan muy bien en el estudio, pero luego no dan la talla en directo. Pensemos también en nuestra Beth...

    En fin, yo me quedo con Rumanía, de momento. Y la canción de Suecia va ganando enteros para mí.

  4. starfighter  

    Sí, la de Armenia me gusta escucharla, me parecía pegadiza. Pero no vi la actuación así que... Sólo he hablado de las que actuaron anoche pero me gusta también la de Rumanía, con suerte estará en la zona de cabeza.

Publicar un comentario