Archives

El rey de la casa


WorldKnown

WorldKnown

Galería de arte

buy posters and art prints

Ayer constaté el hecho de que el mundo del lujo y la tontería snob me ha atrapado del todo y no sé si estoy preparado para abandonarlo sin un despido de por medio. Me explico.

Hoy conoceré por fin en persona al equipo de relaciones públicas de Hermès en España. Desde que renovaron el departamento, hace algo más de dos años, hemos tenido mucha contacto, una relación bastante buena y fructífera informativamente hablando, pero siempre telefónica y por mail. Por una cosa u otra, no he podido ir a las últimas presentaciones de colección, y ya el otro día me dijeron que la cosa no podía seguir así, que nos teníamos que poner cara sí o sí. Tenía previsto acudir de todos modos, pero cualquiera se escaqueaba.

La cosa es que ayer me sorprendí a mí mismo planchando una camisa para ir guapetón a la presentación. ¡Cómo si fuera una cita o algo parecido! Es decir, lo que no hago por prácticamente nada ni nadie lo hice ¡por Hermès! (más bien por la gente de su equipo, que son geniales, pero no deja de ser la marca, claro). Cambiaré mis queridas camisetas y mi sudadera vieja por un 'look' pijín y formal... que no sé qué quiero aparentar con él porque todo el mundo sabe cómo visto normalmente y ya saben que tiendo a lo zarrapastroso.

mi compra de ayerCreo que el motivo de tanta tontería textil hay que buscarlo en que llevo varios meses con la mosca detrás de la oreja porque sigo vistiendo muy 'veinteañero' y perder posibilidades laborales por mi forma excesivamente 'sport' de vestir es algo que me preocupa cada vez más más (aunque luego voy a Hackett por temas de curro y, como pasó ayer, acabo comprando con mi descuento de prensa -que sigo siendo pobre y sin él no soy nada- un polo muy parecido a uno que aún tengo de Brioni-Strellson y que me regalaron hace cuatro años). Al mismo tiempo, me niego a dejar de vestir como realmente me siento cómodo, mostrándome como soy, sobre todo porque tengo la suerte de no tener que trabajar con uniforme. Sé que formar parte de una revista que aborda sólo temas de gran lujo tiene sus cosas, y que en muchos eventos he de ir mucho más arreglado de lo que voy (y eso que intento no ir mal, que me pongo camisa y eso...), pero si la etiqueta no lo exige, ¿por qué no voy a poder ponerme mi sudadera vieja, que me encanta y abriga?

En fin, que el tema me provoca unas diatribas mentales que me van a provocar una úlcera. Yo, mientras, me disfrazo hoy de redactor pijín y me largo a conocer a Karen, Asun y al resto de las chicas de Hermès, que son muy majas y muy eficientes. Da gusto trabajar con ellas, y ahora que nos pondremos cara, aún más... aunque sea vistiendo camisa. Pussar och krammar!

16 comentarios

  1. Ángel  

    El síndrome de Peter Pan nos llega a todos. Yo ahora mismo estoy en el trabajo con estética Converse total. Espero que no me despidan. No hoy, al menos.

  2. rickisimus2  

    Yo también me apunto al sincorbatismo, así que el día que vengo formalito las chicas lanzas exclamaciones de admiración.

    Nota: ayer compré unas cosas para comer en el [h]arina del que hablaste el otro día. Está bien.

  3. Nils  

    Ángel, imposible, tú vales mucho.

    Rickisimus, sin corbata, claro que sí, y si me apuras, en camiseta! Espero que te gustara el [h]arina, a nosotros nos encantó el pan que compré.

  4. Ladonna  

    Nils, no lo niegues, es el pijo que se oculta en tu interior ¡libéralo!

    Besitos!

  5. Sufur  

    Gracias a Dior que trabajo en un ambiente donde la norma es vestir de forma extremadamente informal... Ahora mismo, una de las organizadoras del congrso viste de cuero y pinchos metálicos, el todopoderoso CoI que habla lleva una sudadera que parece no haber sido lavada en los últimos quince años, el americano osuno-chulazo que tengo delante lleva una camisa de leñador y un servidor lleva botas de montaña, que son el calzado más cómodo que existe :-P

  6. ChicoTóxico  

    yo llevo el pelo blanco, al trabajo incluido claro... así que mi postura es más o menos parecida...

    ... pero el lunes vuelvo a ir a cliente y tengo que llevar traje... y ya he pedido cita para cortarme el pelo.

    Mi vida es un dilema-life como la tuya!

  7. El Sombrerero Loco  

    Lo mismo me pasa a mi, que en cuanto que me pongo una camiseta siempre hay alguien ke me dice ke xk no visto con camisa como hago otros días y siempre digo lo mismo: Que camisas tengo 5 o 6, que no voy a ir siempre con las mismas, que tampoco me voy a comprar más para venir a un curro que sólo me aseguran hasta dentro de poco más de un mes y que además a la entrevista vine con una camiseta con caricaturas de los X-men y me cogieron, haberme avisado antes.

  8. Di  

    Pues a mi no me importaría ir más sofisticada al trabajo pero es que si me pongo rimel ya me preguntan que cual es la ocasión, imagínate si me pongo un vestido arreglado, pensarán que voy de boda.

    Y ahora al tema importante ¿te van a regalar un carré? :-)

  9. nanyu fonseca  

    ay, nils, que a mi una vez me llamaron la atencion por llevar una camiseta de mazinger z! y yo soy mas de camisetas pop que de trajes, pero no ha quedado otra opcion.

  10. MEG  

    Los que tenemos cierta imagen pública somos asíN. Yo también me pongo el traje para ir a ver a los jueces. Y el compi de hoy, que ha llegado sin corbata, se la ha puesto para el juicio.

  11. REGOB  

    Mi querido Nils.. no es que seas pijo, es esa elegancia tan tuya que siempre me parecio sexy y atractiva.. ejem

    Cuando yo voy formal al curro, léase con traje, lo primero que me pregunta la gente es la hora de mi entrevista en la nueva empresa; como si sólo me pusiese traje para ir a una entrevista de trabajo!! jejeje. Y cuando me afeito.. ya ni te cuento!

    De momento con vaqueros, camiseta y zapatillas. Estoy comodamente en el curro leyendo tu post. Un gran abrazo!!!

  12. ace76  

    Lo de causar una imagen equivocada o que te cierre puertas laborales por llevar cierto estilo de vestir o ir demasiado informal es algo que yo también me pregunto. En mi trabajo no hay mucho problema, porque hay bastante libertad a la hora de vestir, pero en general creo que el mundo empresarial es muy cuadriculado en eso: si quieres un puesto de responsabilidad, tendrás que dar una cierta imagen. Es cierto que el mundo de la comunicación tiene ciertas peculiaridades, porque hay empresas que quieren ir de modernas o alternativas y apuestan por otro rollo... aunque no deja también de ser cierto "uniforme".

    Pero sí, para ir a ver a Hermés, yo también me pondría de punta en blanco. :-)

  13. Nils  

    pues como esperaba, las chicas son UN ENCANTO y me han caído fenomenales. Además me han demostrado un cariño que realmente me ha desbordado, así que no he podido menos que azorarme un poco. Me han parecido fantásticas, igual que por teléfono. Y todos me han dicho que qué camisa más bonita que llevaba hoy jejejeje la falta de costumbre, claro.

  14. rickisimus2  

    Si es que si te pones algo más formalito ¡qué buena impresión das! (decirlo con entonación de madre).

  15. impecable  

    Nils,

    ¿a que Karen es encantadora???

    Por cierto yo soy totalmente partidaria de la bipolaridad. La encuentro liberadora y mucho más divertida que ser siempre fiel a uno mismo...

  16. Nils  

    Karen es un amor y se ha rodeado de un equipo igual de majo e increíble. Así da gusto.

Publicar un comentario