Archives

El rey de la casa


WorldKnown

WorldKnown

Galería de arte

buy posters and art prints

La vida en las grandes ciudades va a una velocidad de vértigo. Cada vez son más las empresas globalizadas que te venden un par de calcetines en Seúl, al tiempo que entregan un porte de leche condensada en Brasilia y una partida de guantes en Dublín. No hay razón que valga para dejar de ganar unos euros y seguir siendo líderes del mercado; y cuando éste anda de capa caída, cuando la crisis financiera ha arrasado los campos y no hay brotes verdes a la vista, aún menos validas son las excusas.

Ayer comprobé hasta qué punto el mercado inmobiliario anda mal-fatal. Me han encargado un artículo sobre alquileres de megachalets de lujo en las estaciones de esquí más top del planeta, así que escribí a una de las empresas más importantes del sector para asesorarme y pedir unas imágenes. Como esperaba, la persona de contacto me contestó al momento (todas las inmobiliarias están como locas por aparecer en prensa gratis), pero nunca me hubiera esperado su respuesta: "Claro que sí, cuenta con nosotros para el artículo, pero ahora mismo no te puedo enviar la información que me pides porque ESTOY DE LUNA DE MIEL. ¿Te importa si lo hago el viernes?".

Muerta Sánchez en la bañera que me quedé. ¿Quién se dedica a contesta correos del trabajo en plena luna de miel? Lo flipé en colores. Una compañera me dijo que llega a ser ella el marido y la deja plantada ahí mismo y se divorcia... Otro la excusaba diciendo que si hubiésemos sido un cliente de verdad, la comisión que se lleva la chica paga tres lunas de miel en Seychelles, por lo que era lógico que estuviera pendiente del correo... Pero yo no soy de esa opinión. Me parece genial que en tus vacaciones o en tu tiempo libre no quieras desconectar al 100% y mires de pasada el correo de la empresa, pero de ahí a hacerlo en tu luna de miel... Eso ya es pasarse. Pussar och krammar!

11 comentarios

  1. nanyu fonseca  

    que buena la foto! mira, nils, a mi tb me parece phatal pero si tienes un jefe que te trata como a un exclavo, quizas te compense el tema solo por no oirle...

  2. Ángel  

    Estamos permanentemente conectados, Nils. Hay que acostumbrarse y dejar de hacer lunas de mieles y tontunas de esas.

  3. Nils  

    Nanyu, yo creo que si no puedes ni desconectar en tu luna de miel, no compensa nada ese curro.

    Ángel, será eso jejejeje pero al Biofrutas no se deja por nada, no? ; )

  4. Sufur  

    ¡Totalmente de acuerdo! Me recuerda a cierta Reina de La Casa, antes del cambio de vida... :-)

  5. Ladonna  

    Estuve en una boda en la que el novio estuvo trabajando hasta justo antes de salir para la iglesia. Se vistió mirando al ordenador. Me apuesto lo que quieras a que la luna de miel fue igualita... Ella lo largó antes de cumplir el primer aniversario.

  6. Ángel  

    A eso me refería, a que estamos conectados al biofrutas. Pensé que hablábamos de lo mismo.

  7. Di  

    Lo que hay que hacer para cuidar el trabajo...

  8. Casta  

    No estoy de acuerdo con los comentarios. Yo me fuí veintimuchos días de luna de miel. Con semejante viaje me dió tiempo a hacer de todo, a disfrutar de mi luna de miel, a ver cosas maravillosas y mientras Estupendo se duchaba a checkear mi mail responder los urgentes y hasta poneros fotillos del viaje en el blog.

    Otra cosa es que tu luna de miel dure una semana.

  9. Peritoni  

    Yo por una buena comisión como esa hago el pino sobre el pirulí!

  10. Sota  

    Pues es muy habitual...

  11. Nils  

    Sufur, no sé a quién te refieres pero así no se puede vivir...

    Ladonna, no me extraña, pero no entiendo qué noviazgo tuvieron...

    Ángel, por eso, ninguna duda.

    Di, efectivamente, pero creo que esta chica se pasa.

    Casta, un mail urgente, se entiende, porque para eso es urgente; pero te aseguro que el mío no lo era.

    Peritoni, pesetero!

    Sota, de ahí lo preocupante.

Publicar un comentario