Archives

Hvad er klokken?

El rey de la casa


WorldKnown

WorldKnown

Galería de arte

buy posters and art prints

Ayer nos quedamos todos fríos en la redacción. Resulta que hace unos días llamaron a mi redactora jefe desde el gabinete de prensa British Airways para preguntar cuándo ibamos a publicar, de una vez por todas, el reportaje 'Nueva York de lujo'. Como nunca habíamos previsto ese tema, y mucho menos a traves de la aerolínea británica, mi jefa les dijo que se tenían que haber equivocado.

Resulta que una persona, haciéndose pasar por colaboradora de mi revista, escribió en abril a British Airways para sacarles dos billetes en primera clase a Nueva York. Para ello, falsificó la firma de mi jefa en una carta acreditativa, así como se comprometió a que le daríamos cuatro páginas y una mención muy especial al menú del avión en un recuadro destacado. Se trata de una periodista freelance que nunca ha colaborado con mi revista y ahora se enfrenta a una posible denuncia por estafa (desde British Airways) y otra por falsificación de firma (desde mi empresa), así como a perder la posibilidad de seguir trabajando con algún otro medio; y no sólo de mi grupo editorial, que mi jefa se va a encargar de mover este caso por todos lados.

El lunes sabremos si, por nuestra parte, empezamos o no las idligencias judiciales, porque mi directora no regresa hasta ese día. Por teléfono, cuando le contamos el tema, nos dijo que llamaría a la caradura para echarle la bronca, pero nosotros queremos convencerla para que pase de llamarla, la denuncie y vayamos hasta el final, porque no se puede permitir ese tipo de tropelías, y sobre todo evitamos que esa miserable lo siga haciendo. Además, no sólo hay constancia de la carta falsificada, sino que tenemos su nombre completo, su DNI y su teléfono, necesarios para hacer una reserva de vuelo.

Al menos no nos ha pasado como a los compañeros de una revista de ocio y restaurantes de Madrid, que tienen la redacción a nuestro lado. Nos han contado que el año pasado hubo una chica que se hizo pasar por crítica gastronómica de su medio y que al menos estafó a una veintena de restaurantes caros de la capital bajo el sobrenombre María España... Como nadie supo su verdadero nombre, no se pudo denunciar.

Flipo con la caradura de la gente. Yo he sido testigo de personas que se hacían pasar por periodista de algún medio para colarse en alguna fiesta, o en un estreno, o en un concierto... incluso una vez se hicieron pasar por mí para ir a la Pasarela Cibeles; pero levantarle dos billetes de primera clase a British Airways... esto se lleva la palma. Ahora, que muy mal por parte de la aerolínea que no llamaron, antes de tramitar los billetes, a la redacción de mi revista para confirmar ese reportaje; ni que fueran nuevos. Pussar och krammar!

Una de dos, o Emilio Aragón quiere tanto a sus familiares (me refiero a sus sobrinos, primos, tíos... no esposa e hijas) que hace cualquier cosa por ellos, o tiene los huevos negros de tener que estar echando una mano a todos los parásitos con los que comparte un poco de información genética. Y es que no es normal la capacidad de este hombre para enchufar/meter/ayudar/promocionar a los suyos allá donde el Grupo Árbol o Globomedia tengan algo que ver.

No nos equivoquemos. Estoy completamente a favor de que los familiares, siempre que haya una buena relación entre ellos, se ayuden los unos a los otros dentro de sus posibilidades. Si, como es el caso de Emilio Aragón, éstas son prácticamente ilimitadas, que para eso es dueño de un imperio audiovisual, mejor que mejor para los que puedan aprovecharse de ello. Pero una cosa es una ayuda y otra meter a calzador dónde y cómo sea a tu gente.

Actualmente está en el cine una película para niños que se llama 'Carlitos y el campo de los sueños'. En ella, Emilio Aragón es el responsable de la banda sonora, el productor ejecutivo y el productor (son cosas diferentes). Me refiero a Emilio Aragón hijo, porque su padre, conocido también por Miliki, es uno de los actores. ¿Se acaba aquí la cosa? Para nada. Uno de los guionistas es Manuel Feijóo, el primogénito de Rita Irasema, la hermana de Emilio Aragón, conocido por haber sido actor de la serie 'Compañeros' y que lleva sin trabajar en cosas donde la empresa de su tío no tenga metida la mano desde... ¿nunca? Habrá qué comprobarlo... No es el único que firma el guión, ya que está escrito mano a mano con su novia, Beatriz G. Cruz, familia política, por tanto, del clan Aragón.

¿Es el único ejemplo en cartel? Para nada. La obra de teatro 'Que viene Richi' también pertenece a la factoría del Grupo Árbol. Aunque ya no actúa en ella Ángel Martín (el de 'Sé lo que hicísteis'), sí que sigue Virginia Rodríguez, sobrina de Emilio Aragón y cuyo potencial como actriz le ha permitido actúar en 'Compañeros' (vaya, esta serie me suena... dos familiares ya) y 'SMS', una producción que pasó con más pena que gloria en el canal del que es dueño... efectivamente, Emilio Aragón. ¿Papeles buenos en obras donde su tío no tenga nada que ver? No, eso los Aragón lo tienen prohibido (siempre es mejor decir eso que asumir que son tan malos actuando que nadie los quiere contratar). Y esto sólo son dos ejemplos.

¿A qué viene tanto pique con los Aragón? Pues a que don Emilio no para de promocionar y hacer visibles, mediáticamente hablando, a familiares que no van a ningún lado y justo al que nombré 'chico más impresionantemente guapo del mundo' cuando le conocí, apenas nadie sabe nada de él. Me refiero a Emilio Feijóo, el segundo hijo de Rita Irasema y, por tanto, sobrino también de Emilio. Le conocí porque salió poco tiempo con una amiga de la facultad durante mi primer verano en Madrid, y ésta era amiga de la novia de Manuel Feijóo, de ahí la conexión.

De esto hace ocho años y Emilio Feijóo ha dejado de estar merendable, pero eso no quita para que su tío no le dé más cancha. Ahora hace monólogos (a la sombra de su hermano) y sigue sin llevar a cabo su proyecto de ser músico. ¿Es que no hay café para todos en la familia Aragón? Muy injusto me parece, que el chaval también se merece un papel en alguna serie de La Sexta o una obra de teatro (mejor un musical, claro). Esto es una venganza de sus primos y hermano mayor porque Emilio era guapo hace una década, seguro... ¡Qué mala es la envidia! Pussar och krammar!

¿Qué necesidad tendrá Bertín Osborne de poner su cara en unos aceites del Grupo La Masía que sólo se van a comercializar en Carrefour? Rico hasta las cejas, su familia es dueña de un imperio gastronómico que no sólo incluye los vinos Osborne, sino también los productos Solán de Cabras, los jamones y restaurantes Cinco Jotas (Sánchez Romero Carvajal), diferentes bodegas en La Rioja, bebidas espirituosas como el Frángelico o Anís del Mono y así un largo etcétera. A ello habría que sumarle fincas y tierras por todo el país, y seguro que alguna en el extranjero.

Está claro que tiene que haber un problema oculto (quizás el síndrome de Prader Willi) para que este hombre siempre esté allá donde haya comida. Y es que, además, ha sido imagen de jamones Navidul (competencia de su propia familia) o de patés La Piara (que le patrocinó una gira de conciertos), entre otros. Sin embargo, a la hora de decidirse por esta nueva experiencia olivarera, no firmó el contrato porque quisieran que le alicataran el garaje de su chalet con litros de aceite como para alimentar un año a un regimiento, sino porque resulta que mi paisano es todo un hacha en el juego más 'hispano' de la wii, y le hacía ilusión lo de que le relacionaran con el mundo de la almazara... Pussar och krammar!


¿Que es un chiste muy malo? Cómo se nota que no has oído los de Rubén...

Scott Schuman es el autor de uno de los blogs de más exito del mundo: The Sartorialist, en el que muestra los looks que encuentra por la calle (normalmente en Nueva York, aunque cada vez viaja más por todo el globo gracias al éxito de la web, que le reporta contratos con importantes revistas y firmas de ropa). Como sus palabras sobre moda se convierten, la mayoría de las veces, en ley y los productos que saca en sus fotos, como sean muy reconocibles por el público, se venden como rosquillas, no es de extrañar que se lo rifen.

El gato al agua, en este caso, se lo ha llevado Gant. La que fuera marca americana, luego sueca y ahora suiza lo ha fichado para que muestre al mundo lo que intentan conseguir con sus nuevas colecciones: que han cambiado y mucho. Desde que entró un nuevo director creativo, Brian Rennie (ex de Escada), la ropa se ha vuelto más trendy y ya no parecen copias de Ralph Lauren o Tommy Hilfiger (habría que discutir quién copia a quién), así como ha desaparecido cualquier referencia a Estados Unidos en la ropa (antes, incluso ponía GANT USA).

El resultado no está nada mal y creo que han dado en el clavo con la elección tanto del fotógrafo como del diseñador, porque el rollo urbano de lo nuevo de Gant (y de lo que está por llegar, que ya os digo que es genial) sí que marca un punto de inflexión. Además, la sesión de fotos tiene su historia, porque le pidieron a Schuman que seleccionara diez de los neoyorquinos que ha fotografiado para su blog que más le hubieran impactado, y éstos escogieron la ropa que iban a llevar en el propio showroom de la firma, dando cada uno su propio estilo al resultado final. Yo ya era fan de Gant, pero ahora, mucho más. Pussar och krammar!

Alberto Rey disecciona en su blog sobre televisión las más aterradoras falsificaciones que han hecho las productoras españolas de series americanas de gran éxito. Me encanta cuando dice lo siguiente: "Lo que iban a ser remakes terminan siendo inspiraciones; las inspiraciones, plagios; y los plagios, abortos. 'Pepa y Pepe' era 'Roseanne' masacrada, 'Lex' es (¿era?) 'Boston Legal' filmada para el Cinexin y 'Ellas y el sexo débil', el 'Sexo en Nueva York' obregónico, podríamos definirlo como un cruce entre el videoarte de vanguardia y un espacio electoral gratuito de un partido pro-botox". Y es que hay que ser botarate para copiar mal algo que es bueno. Para eso, mejor no hagas nada.

Sobre la acción de copiar, hay culturas muy permisivas, como la china, donde no se entiende como un acto deshonroso, sino más bien como algo práctico, útil y que ahorra tiempo y dinero. Pero es en Estados Unidos donde copiar, sobre todo audiovisualmente hablando, se ha convertido en un arte. Por ejemplo, de todas las versiones de 'Betty la fea', es la americana la que mejor calidad de guión, imagen y actores tiene (y la más divertida). Cuando se trata de hacer un remake de una película europea, consiguen eclipsar de tal modo el filme original que incluso parece que éste nunca existió.

Lo mismo le ocurre a un cortometraje llamado 'Gol', donde dos hinchas del Real Madrid llevan su pasión futbolística a terrenos 'vedados'. Ganó el primer festival de cortos por Internet de Notodofilms y la cadena americana MadTV lo versionó con dos actores más experiementados, un guión más cuidado (y menos cañí, sin los puritos Reig de fondo) y, sobre todo, mejor sonido. El resultado, que nadie fuera de España conoce 'Gol' y su copia 'It's a Football Thing' ha dado la vuelta al mundo. Pussar och krammar!


'GOL' (Dtor: Daniel Sánchez Arevalo)



'It's a Football Thing' (MadTv)

Mira que lo dije, que yo no quería saber nada de Facebook ni de ninguna página de ese tipo, que estaba hasta los huevos de andar en redes sociales digitales que no van a ningún lado y demás zarandajas absurdas... Pues terminé cayendo, con los debidos empujones de un amigo que prefería que me bajara unas fotos de su perfil antes que enviármelas por correo. Y no le vi ninguna utilidad al asunto ya en el minuto 1, porque, una vez que conseguí las fotos, ¿para qué quería ese perfil de Facebook?

Un día que me aburría mucho, lo descubrí: para dar señas inequívocas de mi aburrimiento. Porque dedicarte a enviar mil chorradas a los amigotes (desde tazas de Starbucks a abrazos y guiños, pasando por jamón serrano virtual) no aporta nada, pero ocupa tiempo (que, además, la página va lentísima). Y así, entre una cosa y otra, mi perfil de Facebook se fue llenando de tonterías varias y me hice fan de comidas, cantantes... Curioseando, descubrí que mi actor fetiche favorito, el canadiense David Paetkau, no tenía una página de fans y, como tenía tiempo y fotos de sobra, me puse a hacerla.

David Paetkau el macizoDavid Paetkau el guapoPues bien, la página sobre David no ha durado ni tres días. Los de Facebook me han escrito diciendo que incumplía una norma, que no especifican, y que me la borran. Y me ha cabreado bastante, porque mi página no tenía nada que no tuvieran ya otras miles e idénticas en esa web, así que no entiendo qué era lo que pasaba. Como no me voy a poner a pedir explicaciones, que en el fondo me la suda, he decidido borrarme de Facebook y punto, mandarlos al carajo y que les vaya bonito.


Lo que me jode es que no van a borrar de su base de datos la poca información verdadera que dí sobre o mí o las fotos que subí a mi perfil. Es injusto que no podamos tener control sobre ese tipo de cosas que, les guste o no, nos pertenecen a cada uno. Así les entre un virus y se queden sin un miserable archivo... Pussar och krammar!

Ayer me esperaba una sorpresa: el peliculón 'Street Dance'. Vale, es cierto que yo soy el tonto de las películas con bailes, coreografías y cosas así, pero normalmente son del rollo 'A por todas' (he visto las cuatro partes, la última en Corea) y no tan urbanas y con tanto peso del R&B como lo que se ve en ésta.

Me ha encantado. Sales del cine con ganas de bailar, flipado por las coreografías que hacen los diferentes grupos. Además, no tiene tanta carga sensiblera como se puede esperar de todas estas películas americanas que buscan una moralina facilona en medio de los suburbios de cualquier ciudad (en el filme, en Baltimore).

La banda sonora, y mira que mi iPod precisamente no rebosa de ese estilo, también me ha parecido una pasada y creo que no he malgastado para nada mi dinero ni, mucho menos, mi tiempo. Vamos, que si este fin de semana no tenéis plan y podéis acercaros a verla, sería una más que buena idea.

Robert HoffmanPero no sólo se trata de buenas canciones, excelentes coreografías y ritmos trepidantes, también de ver a un actor que no sólo está merendable porque sí, sino que además es de los que te pone falote nada más verlo en la gran pantalla sin camiseta. Me refiero a Robert Hoffman, el que hacía de novio buenorro y malo en 'Ella es el chico' (sí, no paro de poner peliculones). En 'Street Dance' está para comérselo enterito y, encima, demuestra sus verdaderas dotes de bailarín con años de experiencia en las calles de verdad. Lo más curioso es que, hace unos días, por casualidad, vi en Facebook un enlace a la web de Hoffman y flipé. Apenas recordaba quién era, pero puedo asegurar que ayer me puse al día.

Pongo el vídeo de la mejor coreografía de la película, que ya está en YouTube, porque el trailer es bastante engañoso, dando a entender tramas que no están en el filme y, lo peor, con imágenes que no salen luego en el metraje. ¡A disfrutar! Pussar och krammar!

¿Qué pinta una tienda de Prada a las afueras del pequeño pueblo de Marfa (Texas)? Está en medio del desierto, junto a la autopista 90 de los Estados Unidos, y no tiene nada que envidiar a la gran mayoría de homólogas que existen en todo el mundo. Bueno, una cosa sí que debe envidiar: clientes, y es que nadie ha entrado en ella (y mucho menos comprado).

No es que en el Grupo Prada se hayan vuelto locos a la hora de planificar sus aperturas internacionales. El desierto norteamericano sigue siendo una zona poco interesante para las firmas de lujo. Se trata, más bien, de la última invención 'artística' de los berlineses Michael Elmgreen e Ingar Dragset, que tratan con esta tienda falsa de jugar con la mente del público. "La combinación de un paisaje desértico, en medio de la nada, con una tienda de productos de lujo es completamente inimaginable. El diseño minimalista corporativo de Prada y la tierra circundante solitaria del desierto crean juntos una gran impresión visual, pero simultáneamente son inútiles", explicaron.

Lo que más llama la atención es que, según el sensacionalista Fashion Week Daily, sería la propia Fundación Prada, la institución que se encarga de administrar el dinero que el emporio textil destina a artes y diferentes eventos culturales, una de las participantes de este proyecto y la que llenó la tienda con productos de la colección del año 2005. En Milán nadie dice nada, y pocos se creen esto último, pero lo que sí es cierto es que la idea de Elmgreen y Dragsetes es que sea la erosión la que acabe con esta 'escultura', dentro de muchos, muchos años. Pussar och krammar!

Entrada en la oficinaAlgunos dirán que tengo eso de la depresión post-vacacional, que sólo así se explica por qué todo lo veo tan negro. Pero no, puedo asegurar que lo mío no es psicosomático, ni mucho menos una depresión absurda inventada por un grupo de periodistas para tener algo de qué hablar cuando no hay noticias. La que empieza hoy va a ser la peor vuelta al trabajo de mi vida por muchos motivos que no vienen al caso y es por ello que ando muy jodido, pero sobre todo conmigo mismo, porque sé que con esta actitud pesimista no voy a ningún lado y que sólo me perjudica a mí.

YoQuién sabe, igual mañana se produce un milagro y empiezo a verlo todo con arcoiris brillantes, estrellas multicolores y mucha purpurina, pero, por ahora, un negro tizón lo inunda todo (menos los ratos que estoy con el rubio, que me encantan, sobre todo después de tantas semanas separados). Cómo será la cosa, que no sólo el vídeo del chico que se folla un melón no me ha hecho la más mínima gracia (y eso que luego se lo monta con una sandía, para rematar la faena), sino que me envían un chiste de Forges prometiéndome que me voy a partir de risa (yo pensaba que sería de funcionarios, que son geniales) y termino leyendo esto...

apocalipsis Ya llegué... y ya me quiero ir. Plaza Castilla sigue en obras, mi parada de autobús continúa trasladada a tomar por culo, mis oficinas no han salido ardiendo, no me han ofrecido un mes más de vacaciones y mis ganas de trabajar son las mismas que cuando me fui. Además, tengo que limpiar mi piso, ir a comprar mil cosas (una de ellas en IKEA y no tengo coche...) y pagar mucho por poco si pretendo abstraerme de tanta mierda. No, no quiero ir mañana a trabajar.

¿En serio a alguien le convence eso de "qué bien que te vas a reencontrar con los compañeros"? O, peor aún, lo de que "tantas vacaciones no son buenas, que uno empieza a tener 'mono' de trabajar"... ¡Serán capullos!, con lo bien que está uno tocándose los huevos en su casa y la empresa pagándole por ello. Envidío a los prejubilados con más del 90% de su sueldo por convenio, seguro que ninguno de ellos echa de menos el infierno laboral... Pussar och krammar!

Cuando los aficionados al chocolate pensábamos que, gracias al gel de ducha que descubrió Peritoni, se cerraba el círculo de adicciones al cacao, van los de Aussiebum y sacan una nueva versión de sus calzoncillos más clásicos en color 'marrón chocolate'. Como siempre, están para comérselos...

bombómchocomaníacacaolatEl problema es que se me acumula el trabajo 'chocolatero', porque sigo sin encontrar ese gel por ningún lado, y mira que lo busco cada vez que me acuerdo. A este paso, tendré que ir a Valencia o encargárselo a Peritoni para que me envíe una botella de esas a granel... Con la ropa interior, en cambio, no habrá ningún problema, porque ya he encargado un 'aussie' por Internet. Además, he aprovechado para comprar también un regalo de cumpleaños que tengo en unas semanas (la putada es que tenía un vale promocional para ahorrarme los gastos de envío y lo he perdido, así que me ha tocado pagarlos). Para los interesados, están a algo menos de 12 euros la unidad, el mismo precio que el resto de colores.

Lo que no me queda tan claro es si creerme eso que cuentan de que los jugadores de rugby australianos del 'Naked for a cause' han sido los primeros en probarlos. Por más que miro el vídeo, no les veo con unos Aussiebum Chocolate puestos... Pussar och krammar!

Amo la chanson française. Es oír un poco y transportarme con la mente a París, a mis largos paseos por los Campos Elíseos, a las interesantes conversaciones en una siempre extraña cafetería con mi amigo Fabien o a las horas de búsqueda en el Virgin de aquel libro que siempre quise y que en España no se vende (quien dice libro también habla del calendario de jugadores de rugby del que tanto suelo hablar). No sabría explicarlo, pero me llena mucho más aún que mi adorado schlager sueco, y eso es mucho decir.

Hace meses me compraba en el iTunes Store la maravillosa versión que de Comme de bien entendu hizo, hace algunos años, Patrick Bruel con Renaud. Se trata de una canción popular interpretada originalmente por Arletty para la película Circonstances Atténuantes (1939), y la nueva versión es, sencillamente, deliciosa, se podría decir que Francia en estado puro. Te vuelves a enamorar de París y los muchos guapos que la habitan cuando la oyes. No faltan los violines, el acordeón, la guitarra... ¡Quiero estar en Montmartre ya!

Mis últimos descubrimientos galos han sido la canción 'Les Yeux Ouverts' (bastante antigua, en la versión de Enzo Enzo mejor que en otras) y el cantante Julien Doré, que no es que me parezca guapo (no lo es) pero tiene un tema llamado Les Limites que me gusta mucho porque es un estilo de chanson clásica, pero revisada. Tiene como cuatro o más videoclips de esta canción, a cuál más extraño, lo que encaja bien en su imagen irreverente.

Doré es un 'triunfito' francés, pero no tiene nada que ver con la imagen a la que nos tienen acostumbrados las factorias televisivas de cantantes. Además, se estrenó en solitario con una versión de Moi, Lolita la mar de rara. Para mi gusto, es demasiado freaky, pero Les Limites me encanta. Pussar och krammar!

Por fin alguien ha sabido dar respuesta a la pregunta: ¿Qué hacer con todos los italianos imbéciles y chuloputas que hay en este mundo? Bueno, la solución también vale para el resto de países con población mayoritariamente caucásica (blanca), pero como todo el mundo sabe la manía que les tengo en general a los de la bota (que luego, en persona y uno a uno, no sólo me caen bastante bien, sino que hasta me lío con los más merendables) y el anuncio en sí es de una marca italiana... Pussar och krammar!

papada de PhoebeCuando se operó de la papada, Raúl Sender comentó que no lo hacía por ser presumido o por no asumir su edad. La razón que dio, creo que de las más sinceras que he oído nunca, fue que no quería resultar "incómodo de ver". Y es cierto, pocas cosas hay más desagradables que ver un trozo de piel colgando de la mandícula inferior, ya sea delgada y sequerona, como gorda y llena a rebosar de grasa o lo que tengan las papadas por dentro.

Soy un firme defensor de combatir lo desagradable, tanto para la vista, como hizo el humorista, como para el olfato (abajo las fragancias que están hechas con hojas de tabaco ¡YA!), el gusto (si hay tantas verduras y hortalizas con las mismas beneficiosas propiedades que el apio, ¿por qué hay tanta gente que lo sigue comiendo, si está asqueroso?), el tacto (sinceramente, el esparto ya no es lo que era...) y el oído.


IncubusSobre esto, a mi hermano no hay quien le gane al más desagradable, pero lo más fuerte es que mis padres, como les pasa a los que tienen un bebé, que llega un momento en el que no les molestan los berridos de sus 'angelitos', se han inmunizado y ya no les molesta tener que padecer su horrible música por toda la casa. El problema es que yo NO he sido vacunado y no sólo me molesta, sino que es la música más horrible que pueda oír y empiezo a tener pesadillas.

Ya sé que sobre gustos no hay nada escrito, pero es que hay tipos de músicas que te pueden gustar o no, pero que la melodía al menos no te hace sangrar los oídos. En el caso de lo que oye mi hermano, es como si cuatro obreros con martillos neumáticos se pusieran a trabajar en tu oreja. Tan sólo diré algunos de los nombres de los grupos: Papa Roach, Disturbed, Incubus, Machine Head, Cavalera Conspiracy, A Perfect Circle, Adema, Coilbox, Cold, 12 Stones, Staind... Manda huevos que de sus cientos de archivos de música sólo haya una canción que me guste (la del vídeo). Yo paso de contrataatacar, me limito a cerrarle la puerta del cuarto y seguir a lo mío, pero lo de mis padres me deja ojiplático. Pussar och krammar!



PD: El del martillo neumático está bueno, pero no sé quién es. Si alguien lo sabe, que informe.

Que sí, que no habrá apenas teatro, ni exposiciones, ni ballets ni nada de nada (salvo uno o dos días al año que los de Cultura parece que se han vuelto locos), pero qué más da si aquí tenemos huevas de choco, la mejor comida salida del mar que jamás alla visto el hombre. Los que la han probado, sabrán de sobra a lo que me refiero. Los que no, ya están tardando en venir a la Bahía de Cádiz a comerlas (creo que no lo hay lejos de aquí, pero no estoy seguro).

Por si fuera poco, estos días no paro de sorprenderme con los precios de las cosas, sobre todo cuando esas 'cosas' están en la cuenta de un bar. Ejemplos de la última semana:

- Tres tarrinas de helado medianas: 9 euros (3 por tarrina, lo mismo que una bola simplona en Madrid).
- Cinco refrescos, una tapa (oficialmente tapa, realmente media ración) de carne en salsa y un plato de croquetas caseras de jamón: 9,50 euros.
- Dos cervezas Coronita, dos tacos y unos nachos: 11 euros.
- Un tinto, dos refrescos, una tapa XXL de ensladilla, otra de cazón en adobo, un serranito y un pincho moruno: 13 euros.
- Seis tintos con limón, una tapa (de nuevo, media ración real) de higaditos de pollo y otra de carne de venado: 10,50 euros.

Vale, y ahora a ver quién es el fuerte que va al cine en septiembre pagando 8 euros la entrada, se toma unas cañas con media cucharadita de ensaladilla rusa por 16 euros o toma una tarrina microscópica en Moncloa por 5 euros sin soltar una lagrimilla... y encima habiendo trabajado ocho horas. Pussar och krammar!

Se llama Evan Dollard y ganó la primera edición de los Gladiadores Americanos, en la etapa que presenta Hulk Hogan y que ponen ahora en Cuatro. Por su culpa (más bien de la libre disposición de sus genes) me tiene enganchado a la tele. Ahora, como gladiador, se ha puesto el sobrenombre de Rocket, una metáfora fálica que era justo lo último que yo necesitaba para terminar de alterarme del todo.

Rocket Evan DollarCon veintimuchos añitos muy bien llevados y hermano merendable (sale en el público animando), este antiguo dependiente de tienda de ropa de Chicago es un montañero de aupa y escala riscos como afición (su culo también es escalable, mamma mía!). Ahora se dedica a cultivar sus músculos para la tele y dar mamporros... Pussar och krammar!

Ayer fui a ver 'Mamma mía' y salí del cine con muchas ganas de seguir oyendo canciones de ABBA. No pensaba ir el día del estreno, pero la casualidad quiso que, increiblemente, un cine de Jerez se encontrara entre los elegidos para adelantar una semana su visionado, así que ahí que me metí (por cierto, que era un señor cine, la mar de cómodo, señal de que esta ciudad es tan rara que es la única que ha ganado considerablemente con la llegada de los multicines y la desaparición de las mierdosas tres salas tradicionales que había).

Como no había visto el músical ni sabía nada de la trama, la historía me sorprendió y me entretuvo. Me sorprendió mucho que había canciones de ABBA que no conocía, aunque luego razoné que, realmente, yo lo que domino es el ABBA Gold. Además de ese disco, sólo he escuchado otro de los suecos: el de éxitos en español que nos ponían en una oficina en la que trabajé durante la Universidad. Me sobraron algunas canciones, sobre todo la de 'The winner takes it all', que es larguísima, y me llamó la atención que todas estan puestas sin interferir en la trama. Es decir, vienen a cuento de la historia, pero no la desarrollan, por lo que se podría ver la película saltándose todas las canciones.

Me encantaron los actores y volver a ver a una de las 'chicas malas', esa película de culto, a la que tenía muy descolocada en mi cabeza. Además, se agradece que 'Waterloo' sólo salga en los títulos de crédito. Pussar och krammar!


No sé si será porque he nacido para ser rico y tener sirvientes o por algún otro motivo que ahora se me escapa, pero nunca se me ha dado bien ninguna tarea doméstica. Hacerlas las hago, no tengo más remedio, ya que mis compañeros de piso tienen muy claro que cada uno se hace lo suyo y no están para limpiarme el cuarto, pero eso no quiere decir que, tantos años después, siga siendo un negado.

Lo que peor se me da es la escoba (junto al recogedor, es un desafío mortal), y la lavadora es otro instrumento del que nunca consigo resultads favorables. A ver, que no soy tan patán como para no saber ponerla y separar colores y todo lo demás. Eso lo hago perfectamente. Lo que no entiendo es por qué el resultado nunca es el que consigue mi madre.

Me explico. Como buen hijo, he traído toda la ropa sucía de Corea para que mi madre la limpie. Muchas de mis prendas sólo conocen la plancha cuando están en Jerez, por lo que me piden a gritos que las meta en la maleta para que mi madre las mime como ellas se merecen. Sin embargo, como no traje ropa limpia, el primer día me tuve que poner una camiseta que ella aún no había planchado, sólo lavado. Es decir, como lo que hago yo en mi casa el resto del año. Pues bien, la camiseta estaba prácticamente lisa, sin arrugas ni nada, como si la hubieran planchado de verdad. ¿Por qué a mí no me sale la ropa así? ¿Hay algún truco de lavado para que la ropa no salga arrugada? ¿Es simplemente un castigo divino? Lo dicho, nací para tener sirvientes. Pussar och krammar!

A mí no me importa hacer de paño de lágrimas de mis amigos, en serio que no, pero eso de ver a algunos chocarse una y otra vez contra la misma pared como que empieza a cansarme, sobre todo porque, la mayoría de las veces, las hostias son más fáciles de sortear de lo que parecen.

El otro día, tuve que consolar a un corazón despechado, usado y tirado a la papelera, una vez más, por el dueño del enésimo perfil que quiso toparse en su camino. Y no, el problema no está en las páginas webs que contactan personas que quieren follar y, ya de paso, encontrar pareja o amistades. No son portales del infierno nacidos para hacer sufrir. Si hay algún culpable para que haya tanto desengañado hay que buscarlo en quienes los usan, ya sean kyllers o víctimas confiadas (antílopes en una sabana digital infestada de cocodrilos, leones, pumas y velociraptores).

Si fuera la primera vez que se hace un perfil y le sale rana el invento, entendería a mi colega, pero es que éste es más reincidente que Baco con el alcohol. No tuve más remedio que pasarle, para que se lo imprimiera y colocara en la puerta del armario de su cuarto, el famoso...

DECÁLOGO DE USO DE PERFILES DE INTERNET PARA GAYS

1. Enseñar biceps y no la cara implica, según los más feos del lugar, que no tienes personalidad. Así que, si quieres gustar a feos, ya sabes. Los guapos dan más margen a que le envíes la foto de cara más tarde. (Aunque mejor dar la cara que otra parte).

2. Los que buscan sólo amistad y una buena charla no te contestan si no les resultas guapo, porque todo el mundo sabe que los guapos son los mejores conversadores. Así que ya sabes, si no eres guapo, mejor no busques amistad y una simple conversación con otros semejantes, que no te la van a dar.

3. De todos modos, en las webs de perfiles TODO EL MUNDO BUSCA SEXO y lo demás (amistad, cafés, copas, conversaciones...) puede esperar tanto tiempo como dure el polvo.

4. La frase 'No contesto a perfiles sin cara' y 'No tengo, ni uso, ni doy messenger' no significan nada en castellano, es como poner un emoticono o algo parecido. El 99% de los que vean tu perfil no le harán caso y te pedirán el messenger y que les respondas sin necesidad de enseñarte su rostro.

5. Si su nick implica la palabra 'majete', reconócelo, no vale la pena. Quien no se valora, poco más merece.

6. Y hablando de nicks, éste es tu tarjeta de visita junto a la foto. Si pretendes follar algo, mejor olvida las paridas tipo 'abejilla76' o 'pnetratorXXX' porque nadie que merezca la pena pierde el tiempo con idiotas.

7. Los mil viejos que te escriben es el comité de bienvenida, no que sólo atraigas a cincuentones, tonto.

8. No, los que ponen un primer plano de su miembro erecto no son buenos candidatos a novios.

9. Las posibilidades de quedar disminuyen a medida que pasan los días desde la primera conversación. Cuando los dos están interesados, suelen quedar casi al momento, así que si aún crees que dos semanas después habrá un encuentro...

10. Los que tienen como nick activo23, pasivoslave, pollónahora, chupóptero y demás, nunca buscan pareja, ¡so memo!

A ver si aprende algo. Pussar och krammar!

Concierto de Kylie en Sidney El mundo tal y como lo conocemos se acaba. Llega un holocausto y la primera prueba de este fin de la humanidad me ha llegado regresando de una comilona de aupa en un chiringuito fashion de Chipiona (sí, es posible). Resulta que mis padres estuvieron el otro día viendo el concierto que dio hace unos años Kylie en Australia para celebrar su vuelta a los escenarios. Son más de dos horas y se lo tragaron enterito, entre otros motivos porque les encantó el espectáculo, las coreografías, tanta gente al mismo tiempo haciendo cosas y todo lo que allí se cantó y bailó. Para más inri, cuando contaban eso empieza a sonar en Cadena 100 una canción de Kylie, 'Can't get you out of my head'. ¡Es una señal!

El único resquicio que permite pensar que de esta nos libramos es que, a pesar de emocionarse con el concierto, ninguno de los dos era capaz de recordar el nombre de la cantante (la llamaban 'la australiana del cáncer', pobrecilla)... por lo que puede que haya esperanza. A los cinco minutos de haberles dicho que era Kylie Minogue, lo volvieron a olvidar y empezaron a hablar de que ellos querían realmente ver un concierto de Amaral (tienen el gusto en los pies), pero que acabaron con la australiana y encima se lo pasaron bien. ¡Cuánto mal ha traído la televisión digital terrestre y sus mil canales! Pussar och krammar!

El Comité Olímpico Internacional se siente en su salsa en China. Una organización totalitaria y antidemocrática chapotea con gusto en la alberca de un país totalitario y criminal donde espera sacar muchos millones para unas arcas bastante llenas de por sí.

Como no todos los deportistas españoles que acudirán a los Juegos repiten experiencia, el presidente del Comité Olímpico Español, Alejandro Blanco, ha tenido que recordar que el organismo internacional prohibe la libertad de expresión en todas las instalaciones relacionadas con los Juegos, de donde apenas saldrán los deportistas, por lo que hasta que no regresen a casa nadie podrá decir ni mú sobre el Tibet, la represión china, la falta de derechos humanos... pero sí les dejan decir lo bien que se vive en China, lo guapos que son los del COI, lo bien organizado que está todo y lo apuesto que le hace a Lissavetzky el traje azul.

Punto 3 de la Norma 50: 'No se permitirá ningún tipo de manifestación ni propaganda política, religiosa o racial en ningún emplazamiento, instalación u otro lugar que se considere parte de los emplazamientos olímpicos'.

Quizás el COI debería revisar sus normas, aunque para qué, con lo a gusto que están ellos prohibiendo derechos universales. Igual que prácticamente todo en esta vida puede ser deporte; del mismo modo, pocas cosas puedes escapar de ser políticas, y el deporte es lo más político que existe, como bien han sabido siempre todos los gobiernos totalitarios de la era contemporánea. Si faltaban razones para pasar de estos Juegos, acaban de dar la definitiva. ¡Que les den! Pusar och krammar!

Mientra millones de personas pasan sed sobre la tierra, otros tantos no paran de achicar agua después de sufrir inundaciones que asolan los cinco continentes sin distinción (bueno, el centro de Australia se salva, por ahora). Pero el del agua ya no es un problema terrícola, sino interplanetario. Y es que resulta que la han descubierto los de la NASA en Marte, ése planeta en el que sus habitantes tenían que beber Slurm ante la falta del líquido elemento más clásico.

¿Por qué nadie invitó a Marte a participar de la Expo de Zaragoza? ¿Xenofobia planetaria a orillas del Ebro? Total, en La Tierra, los desiertos son ya el 30% de la superficie, así que en menos que canta un gallo seremos como nuestro vecino de órbita. El que vaya de chulito, presumiendo de planeta, lo lleva claro, tenemos menos opciones de ganar que la selección de fútbol de San Marino.



Yo, de siempre, he sido muy de Neptuno y Urano, que, como están tan lejos, apenas nadie habla de ellos. Que si Saturno con sus anillos, Jupiter tan grandote, Marte con sus bichos verdes, Mercurio tan cerquita del sol y Venus con sus nubes... pero qué pasa con los otros dos (pobre Plutón...). Si es que soy un solidario, siempre sintiendo simpatía por los más débiles... Pues que sepáis que Neptuno es un gigante gaseoso con muchos satélites (no uno y anodino, como la Luna) y que Urano, además de un anillo azul, es el más uniforme de todos, vamos, el más educado y marcial. Y será por agua, vamos. Allí sólo se bebe Evian, que son muy suyos, nada de Solán de Cabras o, lo que es peor, Solares y Bezoya. La de cosas que nos perdemos por prestar atención sólo a Marte... Pussar och krammar!

Que haya vuelto de un viaje estupendo, como ha sido el de Corea, no implica que haya que volver a trabajar. Ni mucho menos. Como comenté ayer, las próximas dos semanas y media, este blog se actualizara desde Jerez, la única ciudad andaluza en la que el horrible reportaje del último número de Telva sobre los nuevos 'señoritos andaluces' tiene algo de sentido (eso sí, ni siquiera aquí se puede sincronizar un iPod mientras se monta a caballo, como aseguran en el texto de la revista).

Volver a casa de mis padres implica encontrarme con un problema de última generación: el del cepillo de dientes. Yo tengo uno aquí, por lo que no necesito venir con el de Madrid. De hecho, prescindo del neceser porque en Jerez lo tengo absolutamente todo, fruto de una logística de calidad. Sin embargo, lo del cepillo escapa de toda lógica porque, al contrario que con el resto de cosas, es mi madre la que se encarga de él.

Yo tenía una rojo, pero desde hace dos años nunca estoy seguro de cual es mi color. A mi madre le da por tirarlo y cambiarlo cuando cree oportuno,y así me pasa que cuando llego no sé cuál es el mío y, lo más gracioso, ella tampoco se acuerda. Por eliminación, supongo que es el que menos pinta de haber sido usado tiene, pero sólo por eliminación... Es decir, que ahora creo que tengo que limpiarme los dientes con el morado (me encanta que éste sea mi mayor problema actualmente, que para eso estoy de vacaciones). Y sí, lo más sencillo sería preguntar, pero me da tanta flojera... Pussar och krammar!



Ya volví de mi periplo coreano y aún me quedan más de dos semanas de vacaciones por delante, por lo que mi deseo de tumbarme a la bartola seguirá cumpliéndose. Ahora estoy en Jerez y toca dejarse mimar por la familia y salir con los amigos de toda la vida, los que no te miran raro cuando pides un tinto con limón porque es lo único que bebemos todos para aplacar la sed y el calor andaluz.

Poco a poco iré contando cosas del viaje y el blog volverá a tener la actividad habitual. Hoy sólo quería postear para saludar (de un modo bastante dulce, como se ha podido ver en el vídeo) y espero ponerme al día en breve con las lecturas atrasadas. Pussar och krammar!